Revista nº 892
ISSN 1885-6039

PESTANA FIERRO, Leocricia (1853-1926).

Sábado, 27 de Febrero de 2021
Jorge Rodríguez Padrón
Publicado en el número 876

Poeta n. y m. en Santa Cruz de La Palma. Casada y sin hijos, tras enviudar, se recluye en su casa de la Quinta Verde, en el barranco de los Dolores de la capital palmera, donde falleció sin que se supiera la noticia hasta varios días después de producido el fallecimiento.

 

Todo ello rodeó a la poeta de una cierta aureola mística. Eso se une a sus inclinaciones liberales, que la llevaron a colaborar en algunos de los actos organizados por los grupos republicanos de La Palma. Espíritu volteriano, señala Sebastián Padrón Acosta*, impulsó la cultura en su isla natal. Desde joven escribió poesía y, al parecer, su primera publicación data de 1880: un poema que se incluye en el periódico Iris. Fundamentalmente escribe sonetos, uno de los cuales, “Deprecación”, referido al terremoto que asolaría el sur de Italia en 1909, fue reproducido por el periódico Germinal, ese mismo año. También dedicaría un soneto, “A Muñoz Torrero”, a la celebración del centenario de las Cortes de Cádiz, publicado en el Diario de La Palma en 1912. Pero el más celebrado parece ser “A la sociedad Amor Sapientiae” que, aun escrito en 1911, se conocería un año después en el periódico cubano Islas Canarias. Fue leído en la sociedad de ese nombre que presidía Luis F. Gómez Wangüemert. En total fueron unas veinte composiciones las que llegó a reunir la poeta a lo largo de su trayectoria. En su edición del ocho de agosto de 1926, el diario El Progreso publica sin firma una necrológica dedicada a la poeta que, luego, permanecería prácticamente ignorada durante décadas. En 2010, sin embargo, Jesús Suárez Bustillo publicaría un completo estudio sobre la escritora y su obra: Leocricia Pestana Fierro. Una aproximación  histórica, social y psicológica. Poemas.

 

 

Comentarios