Revista nº 797
ISSN 1885-6039

AURORA, LA.

Sábado, 02 de Febrero de 2013
Jorge Rodríguez Padrón
Publicado en el número 455

Semanario de Literatura y de Artes, publicado en Santa Cruz de Tenerife entre septiembre de 1847 y octubre de 1848. Fue la segunda revista cultural aparecida en las Islas. Pretendía ser, ante todo, educativa e ilustradora, al modo de las publicaciones del siglo XVIII, de las cuales se reconoce deudora.

 

Se publicaba en la Imprenta Isleña, durante los años que la orientaba el tipógrafo y escritor Miguel Miranda, y sigue la tendencia de la Revista Isleña*. La Aurora vive dos etapas: en la primera, colaboran en su publicación los escritores José Plácido Sansón Grandy*, su principal impulsor, José Desiré Dugour*, Ignacio Negrín* y Sabino Berthelot, entre otros; en la segunda etapa participan, además, Graciliano Afonso*, Mariano Romero* y Bartolomé Martínez de Escobar*. La revista anunció su publicación con un prospecto en el que declaraban su propósito y se especifican los temas y secciones que habría de contener. El propósito primero era recuperar el pasado histórico de las Islas y sumar a ello los conocimientos actuales, para contribuir así a que las Islas pudieran incorporarse a la modernidad cultural y al progreso: “aurora de una feliz y provechosa revolución en la mente de los isleños Canarios”. Se decía revista de Literatura y de Artes, pero presta mayor atención a cuestiones de ciencia, educación, agricultura, comercio e industria. Trata, en este orden de cosas, asuntos de particular interés para el Archipiélago: el cultivo de la cochinilla y del gusano de seda, el vino y la pesca, la navegación, un necesario régimen administrativo especial para Canarias, las cuestiones sociales, etc. Por lo que hace al arte y a la literatura, publica algunos artículos de cuestiones de estética, relatos en prosa, poesía (sobre todo, de Negrín y de Sansón Grandy) y algunas traducciones. También dedicó espacio a la historia y a la crítica teatral. Muchas de sus páginas se dedicaron a biografías de los primeros habitantes de las Islas, de los conquistadores y de diversos hijos ilustres de la región, como Bartolomé Cairasco*, Antonio de Viana*, Viera y Clavijo*, los hermanos Iriarte* y otros. En 1848, La Aurora publicaría una carta abierta contra El Eco de la Juventud, periódico que al parecer intrigaba para lograr la desaparición de la revista. De hecho, de parte del Jefe Superior Político, se insta a los redactores de La Aurora a cerrar la publicación o a someterla a determinada reglamentación. En los últimos números se aprecia un cambio de actitud, provocado tal vez por dicha reconvención. Con el mismo título, aparecerían más tarde otras dos revistas de tema diverso, entre 1870 y 1873. En 1980, Josefina Zamora* publica su Estudio sobre La Aurora. 

 

 

Noticias Relacionadas
Comentarios

Alma Llanera / XIV Encuentro Internacional de Improvisadores por el Casco Viejo de Corralejo