Revista nº 838
ISSN 1885-6039

Un equipo de mujeres coraje en Valle Tabares.

Miércoles, 07 de Marzo de 2012
María Dolores García Martín
Publicado en el número 408

En la víspera de la conmemoración del Día de la Mujer, traemos un artículo sobre un caso bastante peculiar relacionado con mujeres vinculadas al mundo ganadero que formaron hace un tiempo, sólo ellas, una Comisión de Fiestas en esta zona de La Laguna (Tenerife).

 

Una fiesta es sinónimo de diversión, pasarlo bien, al encuentro con parientes, amigos... disfrutar de sus actos, sobre todo si tienen contenido cultural, con tradiciones del lugar, hace que nos sintamos identificados con sus costumbres, que las conozcamos y respetemos. Muchas veces sorprende el desconocimiento vinculado a manifestaciones que están tan próximas.

 

Detrás de cada fiesta está el esfuerzo, silencioso y continuado, de un grupo humano dispuesto a trabajar por su comunidad.

 

Estas personas son quienes constituyen la Comisión de Fiestas, encargada de ir consiguiendo, a lo largo de todo el año, el dinero necesario para realizar los eventos festivos; además, organiza los actos populares en los que tienen cabida todos los habitantes y visitantes, desde los más pequeños a los mayores. Cada uno de los barrios de los diferentes municipios tiene su singularidad. En esta ocasión nos centramos en la constitución de la Comisión de Fiestas del Valle Tabares, situado al noreste del municipio de La Laguna.

 

 

Normalmente, en las Comisiones de Fiestas, las personas más visibles suelen ser quienes ostentan los cargos de la presidencia, vicepresincia...; sin embargo, en el caso de Valle Tabares, la implicación y colaboración de todas sus componentes es tal que, todas ellas, por igual, son la fuerza motriz y visible para lograr que la celebración de sus fiestas alcancen el fin deseado. Es la primera vez -a lo largo de la historia de la fiesta celebrada en el Valle Tabares, dedicada a la Virgen del Rosario- que su Comisión está compuesta en su totalidad por mujeres. En anteriores ocasiones han sido mixtas; pero este año, una veintena de mujeres han tomado "la bandera" y se han hecho cargo, con todo que ello implica, de celebrar la fiesta de su barrio.

 

Por su contenido cultural y su vinculación al mundo ganadero, hemos querido entrevistar a este grupo de mujeres para que nos relataran su experiencia, lo que han estado viviendo a lo largo de todo este año al que han tenido que dedicar bastantes horas de su tiempo y mucho trabajo, para lograr que la festividad de la Virgen del Rosario luzca como se merece.

 

En las fotografías que se incluyen en el presente artículo aparecen la mayor parte de las componentes de la Comisión de Fiestas. Sus nombres, a los que hemos añadido el diminutivo por el que se las conoce, aparecen en la relación que figura en estas líneas.

 

 

PRESIDENTA
• María Nieves Castillo Rodríguez (Mary)


VICEPRESIDENTAS
• Ana María Rodríguez Rojas
• Rosario Casanova Ramos (Charo)


SECRETARIA
• Amparo Ramos Rodríguez


TESORERA
• Mercedes Báez Álvarez (Mercedita)


VOCALES
• Rosario Ramos Rodríguez
• Manuela del Carmen Hernández Rodríguez (Carmita)
• Pilar Melián Rodríguez
• Marta Siverio Calvan (Martita)
• Candelaria Martín López(Cayi)
• Ángela Galván Ángel (Lita)
• Antonia Galván Hernández (Toña)
• Yurena Álvarez Ramos
• Vanesa Rodríguez Hernández (Vane)
• Haridian Cabrera Alonso (Hari)
• Teresa Santos Hernández (Tere)
• Gregoria Delgado Hernández (Goya)
• María del Rosario Alonso Hernández (Rosi)
• Dominga Rodríguez Almenara (Minga)
• María Díaz (Transportes Mary)

 

 

Todo comenzó en la playa como un juego, una broma... después nomos animadas por Blanca, la concejal de barrio en el Ayuntamiento de La Laguna...

 

Todas ellas viven en el ámbito del valle: de todas partes, de la parte alta, de la media, de la baja, de todo Tabares. Al término de la fiesta se entrega la bandera: es una bandera española, pero está firmada por cada uno de los presidentes... quien la coja será presidente... esta es la primera vez que todos sus componentes son mujeres. Entre ellas existen diferentes vínculos familiares: madres e hijas, suegras, cuñadas... y de amistad; sus edades van de 18 a 74 años; algunas de ellas trabajan fuera del hogar, otras son amas de casa; las más jóvenes estudiantes, pero todas colaboran con el tiempo del que disponen.

 

 

El trabajo. Lo más importante es recaudar la mayor cantidad de dinero posible para hacer la fiesta, para lo que salen a pedir: a los vecinos del barrio, a otras barrios cercanos, trabajar en los kioscos, como el que se pone en los arrastres, se venden rifas para sortear medio cochino... también vendemos lotería de Navidad, desde octubre; y los fines de semana trabajamos en la cueva, por turnos de cuatro o cinco personas...

 

La Comisión de Fiestas cuenta con una cueva propiedad de los vecinos, se trata de una exvavación realizada como cantera para la extracción bloques de tolmo, que posteriormente ha tenido varias utilidades hasta llegar a la actual función: servir como ventorrillo durante los fines de semana: era una cantera, antes se guardaba los archipenques de la fiesta, los palos, vallas... ahora es un ventorrillo que se abre los fines de semana.

 

La comida más habitual que se sirve en este puesto es pescado salado y papas arrugadas, acompañada de vino: tienes su seguro, todas tenemos el carné de manipuladoras, los postres se hacen fuera, los hacemos en las casas y son como donaciones. Todos los beneficios quedan para la fiesta; también colaboramos con garbanzas, papas, cebollas... todo lo que podamos evitar comprar para que quede más beneficio... aunque vengan familiares se les cobra.

 

Además, han promovido otras actividades en las que participan numerosos vecinos y vecinas de toda la zona, como han sido: en diciembre, Cena de Mujeres en La Perdoma, en el Balcón de Iga, en abril, un almuerzo-baile en la Sala Castillo; excursión a La Orotava en el Corpus, subimos a Las Cañadas y salimos por el Puertito de Güímar...

 

 

La fiesta. Aún no se ha elaborado el programa de las fiestas del presente año; los actos, tanto lúdicos como religiosos que aquí exponemos, son sólo una aproximación basada en lo que se ha hecho tradicionalmente.

 

Los actos comienzan en atención a los mayores del Valle, con ellos se hace una excursión en lo días previos a la fiesta. Posteriormente tendrá lugar la final de arrastre de la Liga Infantil “Jacinto Báez”. La primera misa que se celebra está dedicada a los difuntos de esta localidad; una vez finalizada. se echan las tres salvas (fuegos artificiales) anunciadoras de las fiestas. Uno de los primeros eventos es un festival de variedades donde se elige a la Reina de la Fiesta.

 

El día principal es el primer sábado de octubre, ocasión en la que se reúnen, en la zona baja del valle los barcos procedentes de Valle Jiménez, del Toscal, Los Llanos...; desde el lugar indicado suben hasta la plaza para realizar la tradicional corrida de barcos, tirados por yuntas, alrededor de la iglesia. Por la noche, haciendo su recorrido tradicional, saldrá la procesión y habrá una exhibición de fuegos artificiales. Los barcos -representación  principal, la más sentida y esperada de la festividad-, además de correr el sábado de la fiesta, normalmente lo hacen también al día siguiente, después de la procesión.

 

 

Durante toda la semana se sucederán eventos tales como el festival infantil, comidas comunales, festival folclórico, misas de campaña realizadas en la plaza de La Cantera, verbenas populares y juegos tradicionales como el de la estiladera, en el que participan dos equipos, uno de hombres y otro de mujeres. Consiste en tirar piedras con una estiladera (tirachinas) a unos cacharros enhebrados en una cuerda o alambre. El equipo que más piedras haya acertado será el ganador en ese juego.

 

En la octava de la fiesta, la imagen bajará a Los Llanos (Valle Abajo) y permanecerá allí toda la noche, sucediéndose diferentes actividades lúdicas. Al día siguiente sube hasta su ermita y por la noche, en la céntrica y conocida Plaza de la Cantera, tendrá lugar la última verbena, en medio de la cual se hará entrega de la bandera; la recogerá la persona que presidirá la Comisión de Fiestas del próximo año: normalmente van subiendo todos los componentes de la próxima comisión.

 

Que no decaiga la tradición. Para continuar animando la vida y sacar “las penitas" del corazón.

 

 

 

Artículo publicado en la revista El Baleo (nº 58) de mayo/junio de 2010.

 

 

Comentarios