Revista nº 810
ISSN 1885-6039

Las tablas de Icod: entre castañas y vinos.

Sábado, 28 de Noviembre de 2009
Redacción BienMeSabe
Publicado en el número 289

Este fin de semana la Ciudad del Drago acogerá una de sus más populares celebraciones.

 


Noviembre, mes de castañas y estreno de las nuevas cosechas de vino, cobra en Icod de los Vinos (Tenerife) un significado especial con la Fiesta de San Andrés y el tradicional arrastre de las tablas.

 

Durante siglos, los vecinos de la Ciudad del Drago han venido viviendo intensamente esta costumbre de deslizarse sobre una tabla por las empinadas calles de Icod.

 

En el siglo XVI sitúan los historiadores e investigadores, entre ellos Juan Gómez Luis-Ravelo, el origen de la tradición, con la creación de un arrastradero por las actuales calles de San Antonio y Hércules, que posibilitaba en la época el transporte de troncos y tablones desde el monte hasta la Playa de San Marcos.

 

La madera de tea, procedente de la parte interior de los pinos, se utilizaba por su dureza y resistencia para las construcciones civiles y religiosas e incluso, ya adentrado el siglo XVII, para la construcción de barcos y fragatas.

 

La orografía del terreno, la prosperidad de la industria maderera y la utilización de dicho arrastradero marcaron el nacimiento de esta popular fiesta que cinco siglos, según algunos, después de su nacimiento se sigue manteniendo viva, como muestra de las señas de identidad de un pueblo que cuida celosamente sus costumbres, a las que cada año se suman más visitantes.

 

Si bien en un principio el arrastre de las tablas se limitaba sobre todo al núcleo poblacional de San Antonio y la calle Hércules, lo cierto es que desde el pasado siglo se ha ido extendiendo a todos los barrios y al casco, como es el caso de la calle El Plano, donde en los últimos años las tablas han creado gran expectación, debido a la inclinación de la vía y las altas velocidades que en ella se pueden alcanzar.

 

De hecho, los jóvenes siguen hoy ideando sistemas para hacer correr sus tablas a mayores velocidades, llegando incluso a instalar en ellas planchas de metacrilato, además del sebo que desde antaño se utiliza para facilitar su deslizamiento.

 

En cualquier caso, la fiesta se vive con sentimiento y pasión, sin importar la edad, pues lo mismo se ve sobre la tabla a un joven de 20 años que a una persona de 40 ó 60 años. Así es el arrastre de las tablas en San Andrés, una celebración y una prueba de valor. Lo que comenzó siendo un sistema de trabajo se ha convertido con el paso de los años en una fiesta.

 

El Ayuntamiento de Icod de los Vinos organiza desde hace años las Fiestas de San Andrés, con diversos actos dirigidos a vecinos y visitantes. Este año, una de las más importantes novedades introducidas por la Concejalía de Fiestas es la presentación del matasellos Tablas de San Andrés, que se presentó ayer viernes en la calle San Sebastián, a la altura de Correos, con el fin de promocionar por todo el mundo esta popular costumbre icodense.

 

El acto simbólico del descorche de la primera botella de la cosecha de año será una de las actividades fundamentales de estas fiestas, y tendrá lugar hoy sábado 28 a las 20:00 horas en la Casa de los Cáceres, mientras que durante todo el día se celebrará también la Feria Comarcal de Artesanía.

 

 

Noticias Relacionadas
Comentarios