Revista nº 911
ISSN 1885-6039

La Biblioteca Insular y una noche de cuentos de miedo.

Martes, 31 de Octubre de 2006
Redacción BienMeSabe
Publicado en el número 129

El pasado sábado cinco narradores pusieron los “pelos de punta” a quienes se acercaron a la Sala de Lectura del edificio de la Plaza de las Rana.



La Biblioteca Insular del Cabildo de Gran Canaria organizó el pasado, día 28, desde las 22.30 horas, la actividad Cuentos de miedo, una propuesta para el público adulto que se desarrolló en el interior de la mencionada biblioteca y que ofreció la posibilidad de escuchar una selección de relatos de los narradores Pepa Aurora, Paula Carballeira, Mariano Martínez y del Taller de Juglares de Gran Canaria.

A veces en la tierra de los cuentos siempre es de noche y hay jirones de niebla al borde del camino y los árboles retorcidos parecen alargar sus ramas para tocar nuestras caras. Seguimos andando aunque sabemos que al final sólo hay una verja oxidada, unas lápidas, y una casa iluminada por la luna llena, una casa donde habitan sombras y susurros que nos recuerdan las voces de Lovecraft, de Poe, Mary Shelley, Bram Stoker, Guy de Maupasssant, susurros que cuentan historias de almas en pena, hechos inexplicables, misterios terroríficos y, sobre todo, historias de miedo, mucho, mucho miedo.

Con esta velada alrededor de la palabra, la Biblioteca Insular, centro dependiente de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico del Cabildo grancanario, pretendió acercar al público a un tipo de literatura que desde siempre ha tenido un lugar preferente entre los cuentos que leen y escuchan los adultos. La propuesta nocturna tuvo lugar en la Sala de Lectura General, situada en la primera planta de la Biblioteca, habitualmente cerrada a los usuarios en horario nocturno y en la que como en otros espacios del viejo edificio de la Plaza de las Ranas (Sótano y 2ª planta) varios trabajadores han asegurado haber sentido la presencia de una mujer a la que ya conocemos como la dama blanca, cuya historia abrirá los relatos de esa noche por parte del escritor Alexis Ravelo, que leyó su propia versión de lo que algún día podría ser una leyenda popular.

Los narradores participantes fueron Pepa Aurora (Gran Canaria), Paula Carballeira (Santiago de Compostela), el Taller de Juglares (Gran Canaria) y Mariano Martínez (Murcia–Cartagena).

Comentarios