Revista nº 969
ISSN 1885-6039

Última representación de La Casa de Bernarda Alba.

Viernes, 09 de Junio de 2006
Redacción BienMeSabe/ Cabildo de Lanzarote
Publicado en el número 108

El último pase de la obra de Federico García Lorca, que organizan el TEA y el Servicio de Cultura del Cabildo de Lanzarote, se llevará a cabo hoy viernes 9 de junio a las 21:00 horas en el Teatro de Teguise.



El Teatro Estudio de Arrecife (TEA) y el área de Educación y Cultura del Cabildo de Lanzarote continúan organizando la gira por los municipios de la Isla de la obra La casa de Bernarda Alba, un texto de Federico García Lorca que será llevado a los escenarios bajo la dirección de Salvador Leal, con la producción del Servicio de Cultura del Cabildo, y cuyo reparto estará compuesto principalmente por alumnas del TEA.

Tras pasar por Tías, Haría, San Bartolomé, y Tinajo, esta semana La casa de Bernarda Alba se representará en Teguise, concretamente en el Teatro Manuela y Esperanza Spínola de Teguise, hoy viernes, 9 de junio, a las 21:00 horas. En este sentido, el Servicio de Cultura del Cabildo comunica que ha habido un cambio de última hora, con lo que se advierte que la fecha que aparece en la agenda cultural del Cabildo no es la correcta ya que en principio la actuación estaba previsto que se realizara el día 10 a las 20:00 horas. La entrada a esta representación teatral es gratuita, pero el aforo es limitado, con lo que se ruega puntualidad.

La Casa de Bernarda Alba ha sido catalogada como la obra cumbre de Federico García Lorca y además su última creación, ya que fue ejecutado por los franquistas justo después de escribirla en el año 1936, durante el inicio de la Guerra Civil Española. Influida claramente por el simbolismo literario, esta tragedia se divide en tres actos y está construida en su espina dorsal por un lenguaje ágil y rápido, lleno de frases cortas a modo de sentencias categóricas que el autor pone en boca de los personajes.

Lorca, además, se sirvió de expresiones populares andaluzas, que introducen en ocasiones un toque de humor dentro de una ambientación asfixiante, sobre todo en el interior de la casa, que es el espacio que simboliza la represión y el mundo cerrado y lleno de prejuicios. Por el contrario, el exterior de la casa se significa como el espacio de la libertad y de la alegría.

La Casa de Bernarda Alba narra la historia de esta mujer que tras la muerte de su segundo marido impone un luto riguroso a sus cinco hijas, que en su vida han tenido apenas contacto con el sexo opuesto.

Si bien es una costumbre real, Lorca la extremiza situando la obra en un plano mítico. Cuando la hija mayor hereda una gran fortuna atrae a un pretendiente (Pepe el Romano). Celos y pasiones se desatan en la casa llevando finalmente a un final trágico: Adela, la más joven, no quiere someterse a la voluntad de su madre y mantiene relaciones sexuales con Pepe. Descubierta por su celosa hermana Martirio que inmediatamente grita para que venga Bernarda, Adela se cuelga pensando que su amado ha sido asesinado por la madre, no sin antes romper su bastón, simbolizando su rebeldía.

Comentarios